LIV-A


< Volver

LIV-A
En stock, se envía hoy
Nuestro Precio: USD25.50
Cantidad:  
Comprar

Liv-A es una fórmula herbaria con una poderosa acción digestiva. Su labor se centra en el fortalecimiento de la función hepática y de la vesícula biliar, la reducción de la congestión y la inflamación y estimular el flujo de bilis. Liv-A contiene hierbas que mejoran la digestión y la desintoxicación, lo que aumenta el flujo de orina para eliminar las toxinas del cuerpo a través de los riñones. Liv-A también mejora la función del bazo, favorece la transpiración, combate las infecciones, relaja los espasmos musculares, alivia el dolor, y proporciona un expectorante y efecto laxante suave.

Esta combinación ayuda a restaurar las funciones del hígado, estimulando las funciones digestivas y desintoxicantes del cuerpo.

Liv-A se utiliza con frecuencia para la anemia, artritis, estreñimiento, dispepsia (indigestión), edema (retención de líquidos), fiebre, flatulencia, gastritis (inflamación del estómago), gota, enfermedades inflamatorias de la piel, ictericia, problemas renales, irregularidades menstruales y reumatismo.

Beneficios:

  • Proporciona apoyo nutricional para el hígado y la vesícula biliar.
  • Promueve la limpieza y desintoxicación mediada por el hígado.
  • Soporta funciones digestivas.
  • Desintoxica el hígado.
  • Restaura la función hepática.
  • Mejora la digestión.

Ingredientes:

  • Raíz de Angélica (Angelica archangelica)
  • Hojas de Abedul (Beta alba)
  • Raíz de Cemifuga (Cemifuga racemosa)
  • Hierba de Cardo Bendito (Cnicus bendedictus)
  • Flores de manzanilla (Matricaria recutita)
  • Raíz de diente de león (Taraxacum offcinale)
  • Raíz de genciana (Gentiana lutea)
  • Hierba de vara de oro (Solidago virgaurea)
  • Hierba de cola de caballo (Equisetum arvense)
  • Hojas de perejil (Petroselium crispum)
  • Raíz de betabel (Beta Vulgaris)
  • Raíz de acedera (Rumex crispus)

Posología:

Adultos: Tomar dos cápsulas tres veces al día con las comidas.
Niños mayores de 12 años: Tomar 1 cápsula 3 veces al día con las comidas.
Niños menores de 12 años: Según la recomendación del profesional de la salud.

Contenido neto: 100 Cápsulas de 450 mg c/u.

*Este producto no tiene la intención de diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, consulte a su médico o profesional de la salud antes de decidir utilizarlo.
Si usted es médico o profesional de la salud, debe ejercer su propio criterio para determinar si este producto es apropiado para su uso o para sus pacientes. Los resultados pueden variar de persona a persona.

Análisis de los Ingredientes:

Raíz de Angélica mejora la función hepática, alivia el estancamiento en el bazo, mejora la digestión, y trata el estreñimiento y dispepsia, particularmente en los ancianos. Angélica también se recomienda para el tratamiento de problemas de la piel tales como abscesos y forúnculos. Angélica actúa como un analgésico suave, laxante y sedante, y exhibe una actividad antibacteriana. Angélica se ha utilizado para la angina de pecho, artritis, gota, enfermedades inflamatorias de la piel, lesiones, problemas de hígado, irregularidades menstruales y la neuralgia (dolor del nervio).

Abedul es una hierba amarga que afecta el hígado, la vesícula biliar y los riñones. Abedul induce la transpiración y estimula el flujo de la orina para eliminar los desechos acumulados. Abedul también alivia el dolor, reduce la inflamación, combate las infecciones, y actúa como un laxante suave. Abedul se ha utilizado tradicionalmente para la arteriosclerosis (endurecimiento de las arterias), la artritis, la cistitis (inflamación de la vejiga), la gota, la fiebre, las condiciones inflamatorias de la piel, problemas renales, el reumatismo y la retención de agua.

Raíz de Cemífuga (Black Cohosh Root) actúa como un anti-inflamatorio para condiciones artríticas y reumáticas, especialmente artritis asociada con la menopausia. El cohosh negro también actúa como un analgésico suave, debido a la presencia de ácido salicílico. El hipotensor suave se ha encontrado útil para tratar la presión arterial alta, tinitus y vértigo. Los taninos y ácidos en el cohosh negro permiten que sea utilizado como un diurético y expectorante, mientras que también ayuda a promover la transpiración para reducir la fiebre y expulsar toxinas, y mejorar el flujo menstrual y las contracciones uterinas.

El cardo bendito tiene un sabor extremadamente amargo y sirve para ayudar a fomentar el apetito y mejorar la digestión. Por lo tanto, el cardo bendito a menudo se utiliza para el tratamiento de la anorexia y la falta de apetito asociado con la depresión. El cardo bendito estimula las secreciones digestivas y la producción de fluidos de la mucosa en el intestino que ayuda a calmar los tejidos irritados. El cardo bendito se conoce como un tónico digestivo valioso para la diarrea, dispepsia y cólicos flatulentos. El cardo bendito también ayuda a reducir la fiebre y la inflamación, y actúa como un antibiótico, expectorante antiséptico y suave. El cardo bendito parece funcionar bien en los problemas de la vesícula biliar, los riñones y el hígado, y se combina en tinturas homeopáticas para tratar la artritis, hepatitis e ictericia.

La manzanilla tiene propiedades sedantes, se ha encontrado particularmente beneficiosa para problemas digestivos, incluyendo cólicos, náuseas, vómitos, dispepsia y úlceras inducidas por el estrés. Los aceites volátiles en la manzanilla son los principales responsables de la función analgésica de la hierba (para aliviar el dolor), antiinflamatoria y antiespasmódica. La manzanilla es especialmente útil para relajar los espasmos musculares y la inflamación intestinal suave asociada con la colitis, estreñimiento, diverticulitis (inflamación de una o más de las pequeñas bolsas (divertículos) que recubre el colon), diverticulosis (presencia de numerosos divertículos (pequeñas bolsas) en el colon), hemorroides y calambres abdominales. Los componentes amargos de la manzanilla estimulan la digestión y la función hepática, y ayudan a aliviar la flatulencia, náuseas y vómitos.

El Diente de león ayuda al hígado y la vesícula biliar a eliminar las toxinas y purificar la sangre, así como estimula los riñones para eliminar toxinas a través de la orina. El diente de león contiene compuestos enzimáticos que ayudan al metabolismo celular y aumentan la secreción de bilis en el hígado. Como resultado, el diente de león inhibe la inflamación de los conductos biliares, la cirrosis, la dispepsia con el estreñimiento, cálculos biliares, la hepatitis y la ictericia. Otras investigaciones demuestran que el diente de león tiene propiedades anti-inflamatorias y restringe el desarrollo de un agrandamiento del hígado. En esencia, todas las glándulas asociadas a la función digestiva responden rápida y eficazmente a la acción del diente de león. Proporciona una fibra viscosa que absorbe las toxinas del intestino, equilibra la flora intestinal, reduce el colesterol sérico, reduce el tiempo de tránsito intestinal y alivia los tejidos del tracto digestivo. El diente de león es también una fuente de flavonoides amargas que purifican la sangre, aumentan el flujo de orina, alivian la inflamación y los espasmos musculares, y proporcionan una suave acción laxante. La hierba es especialmente beneficiosa para las dolencias del bazo y para la eliminación de la acumulación de ácido úrico. El diente de león también se ha utilizado para tratar el acné, manchas de la edad, la anemia, el eczema, la micción frecuente, ardor de estómago, la psoriasis, reumatismo, afecciones urinarias, retención de agua, molestias articulares crónicas, incluyendo la gota y la artrosis, y el edema resultante de la presión arterial alta y la debilidad del corazón.

Raíz de Genciana puede ser la sustancia más amarga conocida por el hombre, debido principalmente a la presencia de amarogentin. De acuerdo con la Enciclopedia de Plantas Medicinales, amarogentin es tan amargo que todavía se puede degustar en diluciones de 1:50.000. Los componentes amargos de la genciana estimulan la producción de líquidos y saliva digestivos, que a su vez, mejoran la digestión y absorción de nutrientes, alivian la dispepsia, gastritis y flatulencia, y estimulan el apetito, especialmente en casos de anorexia. Genciana ha demostrado que mejora la absorción de la vitamina B12 y del hierro, y por lo tanto es un remedio eficaz para la anemia por deficiencia de hierro. Genciana también mejora la vesícula biliar, el hígado y la función pancreática; estimula el crecimiento del cabello en algunos adultos; relaja los espasmos musculares, y proporciona una actividad antifúngica in vitro contra Aspergillus niger. Estudios de investigación alemanes indican que la genciana mejora la sensibilidad del organismo a los efectos de la adrenalina.

Vara de oro, estimula la función hepática y renal, mejora la digestión, alivia la inflamación, favorece la cicatrización de los tejidos dañados y combate las infecciones, especialmente en el tracto urinario. La vara de oro también actúa como un antioxidante, astringente, diurético y expectorante, y contiene saponinas que exhiben actividad antifúngica. Es útil para el exceso de mucosidad crónica, diarrea, dispepsia, flatulencia, trastornos inflamatorios de la piel, gripe, cálculos renales, infecciones urinarias y la tos ferina.

La cola de caballo fortalece el sistema óseo, lo que acelera la cicatrización de tejido conectivo dañado y mejora la elasticidad. La cola de caballo se utiliza comúnmente para aliviar afecciones artríticas y reducir la pérdida ósea en la menopausia, que puede conducir a la osteoporosis. La cola de caballo es un agente de coagulación excelente y proporciona también propiedades antibacterianas, antisépticas y astringentes, centrando gran parte de su acción sobre el sistema genitourinario. Además, tonifica la vejiga y las membranas mucosas urinarias, combate las infecciones y ayuda en varias enfermedades del tracto urinario, especialmente si hay sangrado. Combinado con su actividad diurética, la cola de caballo trata la cistitis, enuresis (descarga involuntaria de orina), prostatitis, uretritis (inflamación de la uretra), y la incontinencia, tanto en niños como en adultos. La cola de caballo también reduce la inflamación crónica en las piernas y relaja los músculos.

El Perejil estimula la producción de jugos digestivos y mejora la eliminación de los desechos de las articulaciones inflamadas a través de los riñones. Tal acción hace que el perejil sea útil para la artritis, la cistitis, la dispepsia, la gastritis, la gota, la ictericia, otras enfermedades del hígado y del bazo, y las condiciones reumáticas. El perejil ayuda a tonificar el sistema urinario y se ha utilizado con eficacia para casi cualquier tipo de problema renal y urinario, incluyendo disuria, edema, nefritis, prostatitis, hinchazón de los senos y las glándulas, y las infecciones del tracto urinario. El perejil también reduce la presión arterial, fortalece las glándulas suprarrenales, mejora la función cerebral y del nervio óptico. Es una fuente rica en hierro y proporciona numerosos minerales, especialmente el calcio, electrolitos, magnesio, potasio y sodio. El perejil también proporciona vitaminas A, B, C, y K, la proteína (hasta 25%), y la clorofila. En realidad contiene varias veces la cantidad de vitamina C que se encuentra en cítricos.

Remolacha roja (Beta Vulgaris), estimula la producción de fluidos digestivos y enzimas, se contraen los tejidos inflamados y promueve el flujo de la orina. La remolacha roja también mejora la inmunidad debido a la presencia de la antocianina betanina. Es también una buena fuente de potasio y se ha utilizado como parte de un régimen de limpieza a base de hierbas para diferentes tratamientos. La remolacha roja se ha encontrado útil para orinar con frecuencia, las condiciones inflamatorias de la piel, congestión hepática y la menorragia (sangrado menstrual abundante).

Raiz de Acedera (Yellow Dock), se ha convertido en favorito como un tónico para el hígado y la vesícula, debido a su purificación astringente del suministro de sangre a las glándulas. En comparación con otras hierbas, tiene una de las reputaciones más prominentes para despejar problemas de la piel, aliviando la inflamación glandular y una variedad de dolencias de la vejiga, las enfermedades del hígado, incluyendo ictericia. También funciona como un laxante, estimulando la producción de bilis y jugos digestivos y aliviando las enfermedades inflamatorias intestinales.

Algunas dolencias que se pueden tratar con Liv-A

Distensión abdominal(dolor), calambres abdominales, ansiedad, colesterol elevado, circulación deficiente, cirrosis, diarrea, digestión, la dispepsia(indigestión), edema(retención de líquidos), fiebre, flatulencias(gases), cálculos en la vesícula biliar, hepatitis, hipertensión(presión arterial alta), condiciones inflamatorias, irritabilidad, hígado graso, espasmos musculares, tensión, náuseas y vómitos, dolor del bazo, enfermedades del estómago y toxicidad por contaminación ambiental.

También recomendamos estos productos:

Aloe Vera Juice 946 ml
Aloe Vera Juice 946 ml
El Aloe Vera se puede ver como la reina de la plantas en medicina natural pues posee propiedades excepcionales. Hoy en día el Aloe Vera, se ...
Nuestro Precio: USD39.50
Leer más
Comprar
Herbal HP Figther
Herbal HP Figther
Herbal HP FIGHTER es un fito-fármaco indicado para la irritación estomacal, úlceras, gastritis provocadas o no por la bacteria He...
Nuestro Precio: USD38.50
Leer más
Comprar
Papaya Mint
Papaya Mint
Las tabletas de Papaya Mint han sido formuladas para dar apoyo al sistema digestivo. Su fórmula se basa en la combinación de enzimas y o...
Nuestro Precio: USD21.00
Leer más
Comprar
Peppermint Oil 5 ml
Peppermint Oil 5 ml
El aceite de Menta de Nature’s Sunshine es un producto excelente para ayudar en la digestión y para alivio de cualquier problema estomaca...
Nuestro Precio: USD24.50
Leer más
Comprar