Analizadores Cuanticos NLS

Un Analizador NLS, es un equipo profesional de última tecnología basado en los últimos avances en la tecnología NLS, permite analizar el cuerpo para lograr un diagnóstico de cada uno de los órganos del paciente.

Reducen el tiempo para una valoración precisa de las condiciones de un organismo. Comparables con los obtenidos por una tomografía computarizada, scanner de ultrasonido y resonancia magnética. Cada órgano y cada tejido tienen su propia y distintiva oscilación almacenada en la memoria del programa, que puede ser visualizada en la pantalla bajo la forma de un gráfico que representa la condición del intercambio de información entre el órgano, el tejido y el exterior del mismo.

Estos aparatos basan su tecnología en la teoría de la lógica de Entropía Cuántica de Theodore Van Hove. Utilizan tecnología de última generación basada en tecnología rusa originada en el Instituto Psicofísico de Omsky y el sistema de diagnóstico no lineal NLS. Llegan a zonas del cuerpo que hasta este momento se podía acceder solamente mediante los análisis por resonancia magnética, tomografía computarizada, endoscopia o la intervención quirúrgica. Es capaz de registrar las más mínimas alteraciones en los órganos y en las estructuras citológicas y de predecir su posible tendencia patológica adelantándose a los síntomas.

El software básico que acompaña al analizador se divide en los siguientes grupos:

  • Muestra de tejido sano.
  • Homeostasis bioquímico.
  • Patomorfología.
  • Formas nosológicas (identificación de enfermedades mediante la agrupación de síntomas o unidades nosológicas que conforman una entidad nosológica concreta).
  • Microorganismos y helmintos.

Los siguientes grupos se usan para realizar el diagnóstico:

  • Alopatía.
  • Homeopatía.
  • Fitoterapia.
  • Alimentos.
  • Nutricéuticos y para-farmacéuticos (sirven para seleccionar los medicamentos).

*Los productos en esta categoría no tienen la intención de diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, consulte a su médico o profesional de la salud antes de decidir utilizarlos.
Si usted es médico o profesional de la salud, debe ejercer su propio criterio para determinar si estos productos son apropiados para su uso o para sus pacientes. Los resultados pueden variar de persona a persona.